Consejos para hacer el camino de Santiago

El camino de Santiago es muy popular entre las personas que desean desconectarse del mundo ajetreado en el que estamos sumergidos. Probablemente tengas algún colega que lo ha hecho y desde entonces no ha dejado de hablar sobre ello.

Y la verdad es que todos aquellos que han hecho el famoso Camino de Santiago, han quedado tan encantados que no paran de hablar sobre el tema, con la intención de contagiar a otras personas para que se unan a la travesía inolvidable.

La mayoría de las personas que deciden hacerlo normalmente son peregrinos con motivos religiosos así que otras personas rechazan la idea de hacerlo por estas razones.

Sin embargo esto no lo es todo, hay personas que emprenden el viaje como una aventura y un escape a la realidad en la que vivimos, y la principal razón de hacerlo es encontrar la paz interior.

Hay muchas rutas para hacer el Camino de Santiago, ya sea el Camino Francés, Camino Lebaniego, el Camino Portugués por la Costa, el Camino desde Sarria, Ceuta o Roncesvalles.

Y la modalidad de tomar la ruta adecuada será decisión nuestra. Hay quienes hacen la travesía a pie, coches o bici. Así que no hay excusas, hacer el Camino de Santiago solo se basará en las ganas que tengamos de experimentar.

Y si te has animado hacerlo, hay algunos consejos que queremos darte para que la experiencia sea completamente inolvidable.

Para comenzar, debes elegir la ruta que mejor te convenga. Ya sea por la distancia en la que te encuentres o por la forma en la que harás.

Si vas en bici, te recomendamos que tomes tus previsiones, ya que no es lo mismo manejar en asfalto a hacerlo en una carretera llena de piedras con subidas y bajadas.

Estudia las rutas y etapas antes de ir, y lleva tu documentación y mapas a la mano.

Lleva solo lo necesario y más si vas a pie o en bici, recuerda que son muchos los kilómetros que te esperan, y para ello será necesario ir lo mayor cómodos posibles.

Lleva alimentos que te proporcionen energía, el agua jamás puede faltar. La hidratación juega un papel muy importante en esta aventura.

No hace falta llevar demasiado dinero, solo un poco será necesario para disfrutar de la aventura.

Explora, desconéctate, respira y vive la experiencia de perderte por entre los increíbles paisajes que el Camino te ofrece.